martes, 23 de mayo de 2006

"EL HOMBRE ES UN SER DE LEJANÍAS", Martin Heidegger

P. ¿Cumplir 70 años le ha llevado a esa reflexión, a que la edad es sólo un accidente? (María Luisa Blanco, en Babelia, el 2o de mayo de 2006)

R.
Exactamente. Ésa es la que yo creo que debe ser la actitud si quieres mantenerte vivo hasta el final. Porque hay mucha gente que no quiere mantenerse viva, se mueren en vida: se sientan y se vuelven estatua. Muy bien, yo respeto eso, pero no es mi caso. La idea de sentir que eres una estatua me espanta. Yo quiero mantenerme vivo, como si fuera inmortal, exactamente así, hasta que en un momento dado viene un accidente, que es la muerte, y te mueres, y, bueno, no eres inmortal. Hay una historia absolutamente maravillosa que no sé dónde he leído, quizá en Platón, que cuenta que a Sócrates, cuando le llevaron el veneno, lo encontraron estudiando persa. "¿Pero por qué está estudiando persa?", le preguntaron. Y él dijo: "Sólo porque quiero aprender persa. ¡Ah! ¿Ahora tengo que tomar la cicuta? Pues me tomo la cicuta". Me parece una historia absolutamente maravillosa. Dios quiera que me encontrara así la muerte, tratando de aprender chino mandarín. (Mario Vargas Llosa)

"Somos seres de lejanías, los hombres, no porque nos vayamos yendo lejos con la edad, sino que son las cosas las que se van, es el mundo lo que ya no nos queda al alcance de la mano. Todo está ahí, pero un poco más lejos." (Francisco Umbral, UN SER DE LEJANÍAS)

3 comentarios:

Aura dijo...

Mravillosa la anécdota de Sócrates, Nicho. Y qué razón tiene Vargas Llosa (y eso que nunca me simpatizó demasiado). Muchas veces pienso que estamos rodeados de muchos que se creen vivos pero que más que vivir habitan.
Cuando me traigan la cicuta espero estar estudiando persa :)

Caboblanco dijo...

A mí, Vargas Llosa tampoco me enamora pero hay que reconocer que al menos, con esto, acierta :-)

Rain dijo...

Todo estás cerca...

y lejos.

Cuando está cerca, se puede tocar, se puede llevar... a veces.


Gran salute Nicho.