miércoles, 28 de marzo de 2007

1 hora, 20 minutos y 37 segundos


"Yo soy un propietario rural insignificante que siempre ha pagado la contribución".

4 comentarios:

Rain (v.m.t.) dijo...

Lo escuché y vi ayer. Cuando dijo que no sabía lo que era el amor me pareció un punto álgido, considerando que el amor como palabras está gastadísmo y que toda el armatoste de aureola sobre él, crece y crece de una manera que llega a lo insopportable,
no sé qué pensar. En su tiempo, Pla, seguramente se detenía en el amor romántico a ultranza. No sé si se negaba a ese tipo de amor y de allí su respuesta al entrevistador. Esta vez el tono de éste no tengo claro, por qué me desagrado.

¿Mencionó el escritor que fue pederasta? tengo que escucharle nuevamente...

Grax Nicho, hay cuestiones que vale la pena oír de nuevo.

Nicho dijo...

Rain, este señor Pla llama la atención por ese aspecto tan rural que tiene que parece que no pega mucho con su cualidad esencial: ser un grafómano, y además muy viajado y muy vivido (en contra de lo que él dice). Yo creo que era un tímido, un egoísta y un mujeriego platónico. Pero, y quizá no sea una contradicción con lo anterior, un misógino burgués. No sé.

Tengo la misma duda que tú sobre eso de "pederasta". Habrá que ver qué dice. Al final va a ser un precursor de Humbert Humbert, (je, je).

En Google hay más entrevistas de Joaquín Soler Serrano, para mí han sido muy interesantes todas las que he visto. Entrevista a escritores con personalidades muy acentuadas, la mayoría fuman (creo que todos, menos Dalí: Dalí es un prosista de la generación del 27. Borges, Cela, Onetti, Rulfo, Torrente Ballester, etc.). Muchos dicen que no odian, ni envidian, y que son personas normales y corrientes. En esto último, por lo menos, mienten. Estos escritores de primera fila contrastan en este aspecto personal (quizá esto también se vea en el estilo, y en los temas tratados) con escritores de ahora como Vila-Matas, Marías, Muñoz Molina, etc., de personalidades más apagadas, que no persiguen destacar, sino pasar por personas del común, de la calle, con la peculiaridad de que escriben o pintan, o lo que sea; nos quieren decir que ser escritor es igual que ser carnicero, ingeniero u oficinista. Yo esto tampoco me lo creo del todo.
En el cine pasa igual: comparemos a Bogart, Brando, Mitchun, etc., con los actores más grises y planos de ahora.

Rain (v.m.t.) dijo...

De hecho que no podría decir que un conductor de combi (minimicrobús en Lima y otros lugares del Perú) sea igual que Mario Bellatin, por ejemplo. Niet, ni hablar. Somos semejantes , supongo por nuestra condición humana, mas no porque seamos iguales como personalidades. Y sí, entiendo que eso lo sabes, sólo que se me ocurre que eso es lo que quieren decir estos señores.

Mi apreciado Nicho, sí, sé que hay otras entrevistas. Por ejemplo, la que el entrevistador le hace a Julio Cortázar es memorable.
¡Cortázar es emblemático!,
despojado de ese arrastre decimonónico. Un hombre que cavila, ríe, inteligente, profundista.
¡Tiene que estar en la zona!.

Voy a escuchar en otro momento a Pla.
Sobre aquello de pederasta, lo que llama la atención es que se haya atrevido a declararlo en tu España, si no yerro, recientemente post-franquista.

Abraxo.

Rain (v.m.t.) dijo...

Me percato de la fecha: año 1976, en plena era franquista.

(¡)